Veteran's Health Library Menu

Health Encyclopedia

Cirugía de la glándula tiroidea

Vista frontal de una cabeza y un cuello donde se ve la glándula tiroidea y el sitio de la incisión.
The incision is made at the base of your neck.

Le realizaron una cirugía de extirpación total o parcial de la glándula tiroidea. La glándula tiroidea está en la parte delantera del cuello. Está situada justo debajo de la laringe. La función principal de la glándula es producir la hormona tiroidea, la cual ayuda a controlar el metabolismo del cuerpo. La cirugía de la glándula tiroidea puede realizarse para tratar el agrandamiento de la glándula (bocio) o para extraer un nódulo. También puede hacerse para tratar la hiperactividad de la glándula (hipertiroidismo) o para tratar células cancerosas en la glándula.

Preparativos para la cirugía

  • Tal vez deba suspender algunos medicamentos, como aspirina y otros anticoagulantes. También incluye hierbas medicinales y otros suplementos.

  • Siga las instrucciones que le den con respecto a no comer ni beber antes de la cirugía.

  • Anote todas las preguntas que tenga sobre la cirugía. Esto lo ayuda a garantizar que el proveedor de atención médica evacúe todas sus dudas antes de que acepte someterse al procedimiento. Pregúntele al cirujano sobre su experiencia en cirugías de la glándula tiroidea.

Durante la cirugía

  • Le colocarán una sonda intravenosa (i. v.) en el brazo o la mano para administrarle líquidos y medicamentos durante la cirugía.

  • Le aplicarán anestesia general para dormirlo y evitar que sienta dolor durante la operación.

  • Se realiza una incisión en el cuello, a lo largo de un pliegue en la piel.

  • El cirujano puede extirpar la mitad de la glándula tiroidea (lobectomía) o gran parte de ella (tiroidectomía subtotal). En algunos casos, se extirpa toda la glándula tiroidea (tiroidectomía total). El cirujano no sabrá cuánto deberá extirpar de la glándula hasta el momento de la cirugía.

  • Luego, se cierra la incisión con cinta quirúrgica, grapas o puntos de sutura. Puede que le dejen una sonda de drenaje en la incisión para permitir la salida del líquido que pueda acumularse.

Después de la cirugía

  • El efecto de la anestesia puede tardar algunas horas en desaparecer. Podrá levantarse y caminar poco después de la cirugía. Estará bajo observación para controlar que no haya hemorragias.

  • Es posible que deba quedarse un tiempo en el hospital o centro quirúrgico después de la cirugía.

  • Por lo general, el paciente puede comenzar a comer y a beber normalmente la noche siguiente a la operación. Tal vez todavía sienta nauseas por el efecto de la anestesia.

  • De ser necesario, le darán medicamentos para aliviar el dolor.

  • Le realizarán pruebas para asegurarse de que las glándulas paratiroideas funcionen. Es posible que dejen de funcionar por un tiempo breve a causa del estrés de la cirugía. En ese caso, le darán píldoras de calcio y de vitamina D durante algunos días. 

  • Puede que tenga dolor de garganta y voz ronca durante aproximadamente una semana después de la cirugía.

Riesgos y posibles complicaciones

Los riesgos y las complicaciones posibles de este procedimiento incluyen los siguientes:

  • Sangrado

  • Infección

  • Daño en los nervios de la laringe, lo cual puede causar ronquera. Suele mejorar con el transcurso de las horas, aunque puede durar por más tiempo en casos poco frecuentes.

  • Daño en las glándulas paratiroideas o su suministro de sangre. Esto puede provocar la pérdida de actividad (hipoparatiroidismo). Dichas glándulas controlan la cantidad de calcio en la sangre. En general, el hipoparatiroidismo mejora con el tiempo, pero tal vez necesite tomar píldoras de calcio diarias durante un período prolongado o durante el resto de su vida. También es posible que necesite tomar suplementos de vitamina D.

Author: StayWell Custom Communications
Last Annual Review Date: 5/15/2011
Copyright © The StayWell Company, LLC. except where otherwise noted.
Disclaimer - Opens 'Disclaimer' in Dialog Window | Help | About Veterans Health Library