Veteran's Health Library Menu

Health Encyclopedia

Alivio del estrés: Cambie su respuesta

El estrés es una respuesta física y emocional ante responsabilidades, eventos y cambios que resultan abrumadores. Para manejar el estrés de todos los días, empiece por tener expectativas que sean realistas. Luego, aprenda a reconocer lo que puede y lo que no puede controlar. Finalmente, piense en las distintas maneras en que puede cambiar su respuesta. Con la práctica, aprenderá a liberarse de las formas estresantes de pensar sobre las cosas que le irritan.

Tenga expectativas realistas

Cuando se trate de situaciones que le provoquen estrés, pregúntese lo siguiente:

  • ¿Cuáles son mis expectativas?

  • ¿Cuál es la probabilidad de que mis expectativas, ya sean buenas o malas, se cumplan? ¿Son mis expectativas realistas?

  • Si no se están cumpliendo mis expectativas, ¿tengo que responder sintiéndome mal? ¿Cómo puedo intentar otro tipo de resultados?

Mujer con un teléfono móvil que llama a su jefe desde un automóvil atascado en el tránsito. Mujer atascada en el tránsito, que se imagina a su jefe enojado señalando el reloj.

Tenga claro lo que puede hacer

A fin de lograr manejar mejor el estrés, intente lo siguiente:

  • Ponga el agente estresante en perspectiva. Por ejemplo, supongamos que está atascado en el tráfico. Piense que todas las otras personas que están en los autos allí también están atrapadas en el lugar: no es un problema que le ocurre sólo a usted.

  • Sea flexible y busque posibles respuestas. Si está atascado en el tráfico, intente llamar para avisarles a los demás que está en camino.

  • Planifique de antemano para la próxima vez. Si llegar tarde le preocupa, en el futuro intente salir unos minutos antes.

  • Pregúntese: “¿Hay algo que pueda hacer en este preciso momento?” Si la respuesta es no, entonces, respire profundo y concentre su atención en calmarse.

 

Convierta las montañas en lomas

Una de las causas comunes de estrés es sentir que tiene que resolver todos los problemas de una vez. Para liberarse de esta sensación, aprenda a tomarse las cosas con calma. Intente dividir los problemas grandes en tareas más pequeñas que pueda manejar. De esa forma, las preocupaciones que parecen montañas se convertirán en pequeñas lomas que podrá subir con facilidad. Recuerde que, avanzando poco a poco, puede llegar lejos.

Author: StayWell Custom Communications
Last Annual Review Date: 5/15/2011
Copyright © The StayWell Company, LLC. except where otherwise noted.
Disclaimer - Opens 'Disclaimer' in Dialog Window | Help | About Veterans Health Library