Veteran's Health Library Menu

Biblioteca de la salud

Tratamiento en casos de agresión sexual

Mujer hablando con un terapeuta.
Talking with a counselor and to others who've experienced assault can help with your recovery

Después de una agresión sexual, es normal sentir rabia, temor e incluso vergüenza, pero trate de que estos sentimientos no le impidan conseguir atención médica y psicológica. El tratamiento médico puede ayudarlo a recuperar tanto la salud física como la emocional.

En muchas comunidades hay salas de emergencia de hospitales y clínicas especiales que cuentan con personal capacitado específicamente para tratar víctimas de violación y agresión sexual. Puede comunicarse con la Red Nacional para Violación, Abuso e Incesto (Rape, Abuse, and Incest National Network ) en www.rainn.org o al 800-656-HOPE (800-656-4673). La policía también debe tener esta información.

Qué sucederá en la sala de emergencias

Le preguntarán acerca de la violación o agresión. Estas preguntas pueden ser dolorosas, pero son importantes para que pueda recibir ayuda. Un amigo o terapeuta puede brindarle apoyo. A continuación, un proveedor de atención médica o enfermera lo examinará con cuidado. En caso de que brinde su consentimiento, le tomarán fotografías de cualquier magulladura que tenga. Le harán análisis de sangre para ver si está embarazada o si ha contraído una infección de transmisión sexual. También podrían tomarle muestras de la boca, la vagina o el recto. Estas muestras se analizarán en un laboratorio para ver si contienen semen (el líquido que transporta los espermatozoides). También podrían tomar otras muestras de la ropa o por debajo de las uñas. Si decide hacer una denuncia policial, estas muestras pueden usarse como prueba. El proveedor de atención médica o el personal de enfermería también analizará lo siguiente:

  • Infecciones de trasmisión sexual. Una agresión sexual aumenta el riesgo de contraer gonorrea, clamidia, sífilis y hepatitis viral (hepatitis B o C). Puede optar por recibir tratamiento inmediato para algunas de estas enfermedades, o bien esperar a tener los resultados de las pruebas.

  • VIH. Una agresión sexual lo expone a un riesgo muy bajo de contraer el VIH. El VIH es el virus que causa el SIDA. Se le ofrecerá la posibilidad de recibir medicamentos para protegerse del virus.

  • Embarazo. Si usted lo desea, puede recibir un tratamiento sencillo para prevenir el embarazo. Su proveedor de atención médica le puede explicar otras opciones.

  • Drogas para violación. También puede pedirle al personal del hospital o la clínica que analice su orina para detectar drogas que se usan para violación, como el Rohypnol o el GHB (ácido gamma-hidroxibutírico). Estas drogas se eliminan del cuerpo rápidamente, así que si pasa mucho tiempo hasta que llega al hospital, podría ser que no se las encuentre.

Visitas de control

Asegúrese de visitar a su proveedor de atención médica una o dos semanas después de la agresión sexual. Recibirá resultados de las pruebas realizadas en la sala de emergencias. Su proveedor de atención médica también puede ayudar a encontrar servicios y grupos de apoyo para sobrevivientes de agresiones sexuales. Es muy importante cuidar de su bienestar emocional y psicológico después de una agresión sexual. Visite a un terapeuta, psicólogo, psiquiatra o un centro de crisis por violación para recibir ayuda.

Última revisión: 5/15/2011
© 2000-2020 The StayWell Company, LLC. 800 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Copyright © The StayWell Company, LLC, excepto que se indique otra cosa.
Renuncia - Abre 'Renuncia' en ventana de dialogo